Historias que uno defiende

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on telegram
Share on print
Portada del libro El príncipe Carolina de Lakita.

El mes de la cultura afroperuana pasó y el mes del orgullo también. Haber pasado estas fechas importantes para mí en casa, en cuarentena con toda mi familia, fue diferente y hermoso.

Enseñarle a mi sobrina Ninalía de 4 años sobre nuestra cultura, nuestros aportes y la importancia de la representación de una manera divertida y sencilla es –y será– esencial para su desarrollo. Como mujer afroperuana bisexual, y como su madrina, es importante para mí que Ninalía aprenda diferentes historias sobre la diversidad, la importancia del mes del orgullo y que sepa todas las letras del arcoíris LGTBQ+.

Inventé una historia/obra de teatro con ella sobre dos princesas que se enamoraron. Además, encontré un hermoso corto animado llamado “En un latido” (In a heartbeat, 2017) que trata sobre un niño que está enamorado de otro niño y el deseo de su corazón por estar con él. Sin embargo, no encontraba una historia sencilla que trate sobre personas transexuales.

Buscando encontré diferentes cuentos sobre niñxs trans de Estados Unidos y un par de Brasil, pero ninguna editorial peruana tenía aquellas publicaciones. Con la ayuda del internet y la recomendación de Miss Lu (Lucía Córdova, profesora de inicial y, prácticamente, también mi maestra), encontré a “Lakita”.

Como mujer afroperuana bisexual, y como su madrina, es importante para mí que Ninalía aprenda diferentes historias sobre la diversidad, la importancia del mes del orgullo y que sepa todas las letras del arcoíris LGTBQ+.

Blanca Canessa Ruiz, mejor conocida como “Lakita”, es ilustradora y diseñadora gráfica. Además, es creadora de diferentes historias sobre la comunidad LGBTQ+, entre ellas está El príncipe Carolina. Esta historia es un cuento infantil que puede ser leído por todas las edades. Se inspira en la vida de “Lakita”, pero con un final diferente. Da la apertura a pequeños y grandes a conocer el sentir de muchas personas trans. Y estamos hablando de talento peruano. Tuve la oportunidad de hacer una entrevista a “Lakita”. Hablamos no sólo de sus cuentos sino también sobre la importancia de crear más historias sobre la comunidad transexual —creadas desde la experiencia, desde el rechazo y el dolor— que nos sanan y también transforman esta sociedad homo-lesbo-trans-fóbica en un lugar con mayor empatía y aceptación.

Hay una cosa que tenemos que aprender de los niños: ellos no tienen prejuicios. El odio es aprendido.

Nelson Mandela dijo “nadie nace odiando a otra persona por el color de su piel, su origen o su religión. La gente aprende a odiar. También se les puede enseñar a amar. El amor llega más naturalmente al corazón humano que lo contrario”. Recordemos amar.

Deja una respuesta